Page loading

loading icon

SANNA te cuenta

¡Que tu corazón no se altere!

Tips de salud - Viernes 21 de Septiembre del 2018

En caso sufras de algún tipo de arritmia, debes considerar algunas precauciones. De no ser tu caso, SANNA te brinda la información para prevenir dichos trastornos.

¿Sabes qué es una arritmia?

Una arritmia es cualquier trastorno en los latidos o ritmos del corazón. Dicho de otro modo, significa que el corazón padece de taquicardia (late muy rápido) o de bradicardia (late muy lento) o que existe un patrón irregular. Estos desordenes de la actividad eléctrica del corazón, se presentan generalmente en pacientes con enfermedad cardíaca. Sin embargo, puede aparecer en corazones sanos.

Clasificación

Las arritmias pueden clasificarse como:
  • Bradiarritmias: son latidos menores de 60 latidos por minuto, muchas veces son tan lentos que se asocian a sincope (perdida del conocimiento) requiriendo tratamiento con marcapasos.
  • Taquiarritmias: son frecuencias mayores a 100 latidos por minuto, las cuales pueden dividirse en taquicardia supra ventricular (la fibrilación auricular la taquicardia paroxística supra ventriculares son algunos ejemplos) y taquicardia ventricular (extrasístoles ventriculares , fibrilación ventricular está ultima una arritmia que amenaza la vida)
Los tipos de arritmias que incluyen son:
  • Bradicardia sinusal.
  • Taquicardia ventricular.
  • Bloqueos.
  • Extrasístoles.
  • Fibrilación auricular.
  • Fibrilación ventricular.
  • Flutter auricular.
  • Sindrome de Brugada.
  • Taquicardia paroxística supraventricular.

Síntomas y diagnóstico

En cuanto a los síntomas, estos pueden ser muy variables. Puesto que, van desde no percibir ninguna molestia a presentar palpitaciones, ahogos, mareos, dolor precordial, sincope (pérdida total del conocimiento) e incluso paro cardíaco.

Para poder realizar un diagnóstico completo, es indispensable:
  • Una buena historia clínica.
  • Un examen físico detallado.
  • Indagar antecedentes familiares o factores desencadenantes asociados.
Cabe recalcar, que será necesaria la inclusión de exámenes auxiliares dependiendo del tipo de arritmia. Estos son:
  • ECG.
  • Ecocardiogramas.
  • Holter de 24 horas.
  • Prueba de esfuerzo.
  • Tomografía Cardiaca.
  • Resonancia Magnética
  • Estudios genéticos.
  • Estudios electrofisiológicos.

En caso padezcas de este trastorno, ¿Qué debes hacer?

Es necesario hacer control de factores de riesgo como la obesidad, sedentarismo, tabaquismo, elevación del colesterol, diabetes, control de la hipertensión arterial entre otros. Por otro lado, para evitar complicaciones, es necesario colocar dispositivos especiales para prevenir que algún tipo de arritmia que comprometa la vida del paciente. En algunos casos, un estudio electrofisiológico seguido de ablación podría curar definitivamente la arritmia.

El Dr. Aurelio Mendoza de SANNA Clínica El Golf te aconseja tomar en cuenta los siguientes tips para un mejor estilo de vida:

  • Mantén una dieta balanceada.
  • Realiza actividades físicas adecuadas.
  • Promueve los hábitos saludables en tu vida diaria.

Boletín SANNA

Información para cuidar tu salud.

¡Suscríbete hoy!